THE CHOO CHOO TRANIS
Indietracks 2013

14 julio 2013 | Por | Categorías: Indietracks

La música vive tiempos difíciles, muchos piensan en lo difícil que está sacar un disco (mentira, es más sencillo que nunca) y en la calamitosa salud del mercado discográfico, con discos que quedan las estanterías de las cada vez más escasas tiendas de discos. Hemos renunciado a que el hecho de acudir a una tienda de discos sea un acto espontáneo muestra de una más que sana curiosidad, la avidez por descubrir cosas nuevas parece perdida ante la certeza de saber que al entrar en una tienda es más que probable que el tendero, esa verdadera fuente de sabiduría en el pasado, ya no tenga nada que descubrirnos, pues gracias a Inet en una semana es fácil atiborrarse de más música (sin digerirla) de la que antes se consumía en seis meses. Esto es lo que hay y las cosas ya no van a cambiar, ni falta que hace, el exceso de oferta pasó a segundo plano, nuestros hábitos de consumo han cambiado y con el tiempo hemos desarrollado la capacidad de consumir una cantidad de música que antes nos parecía inasumible.

El acceso libre a la música debiera de habernos traído la felicidad absoluta, pero al menos en nuestro caso no ha sucedido. Llevamos años negando la posibilidad de que el Indie Pop haya muerto, pero en cierto modo sí está moribundo ante la tremenda falta de originalidad de las bandas. Ojo, no esperamos que a estas alturas, menos aún en este microcosmos del Indie Pop, alguien venga nos sorprenda con algo rabiosamente nuevo, pero parece como si las modas o el rescate de un sonido determinado esté encasillando a los grupos con nunca antes sucedió. Nos resulta prácticamente imposible sondear el panorama del Pop independiente y no encontrar grupos que se dediquen en exclusiva a la facción más ruidosa de Indie Pop (esa etiqueta tan maltratada que fue el Noise Pop debería de ser rescatada), aunque esta vez poniendo énfasis en las sonoridades más oscuras, o bien nos encontremos con grupos que practican un Indie Pop anoréxico en extremo que confunde la mediocridad con el espíritu DIY (si esto se combina con el uso del ukelele el ridículo está asegurado).

Teniendo una visión tan devastadora del panorama musical, es lógico que cada vez que descubrimos un grupo que nos colma, aún solo con unas pocas canciones en el mercado, la ilusión se apodere de nosotros. Esto es lo que nos ha sucedido últimamente con alguna banda, caso de los suecos Alpaca Sports (aunque a estos les estamos comenzando a tener algo de manía porque la compra de uno de sus discos antes de que se agoten, empieza a resultar algo difícil y estresante que justifica tiradas más largas de sus vinilos) o más recientemente de The Choo Choo Trains, una de esas sorpresas que estarán presentes en Indietracks y cuyo concierto tenemos marcado en negrita en nuestra guía de ruta a través de los tres días del festival británico. La música de este trío londinense de chicas contiene una pizca de una serie de ingredientes que siempre conformarían nuestro plato musical favorito, a saber; algo de la inocencia de los grupos femeninos de los 50’s, la melancolía de unos Cat’s Miaow, melodías siempre dulces, una completa falta de actitud que constituye en sí misma la mejor de las actitudes, bonitas líneas de guitarras…

No sabemos qué recorrido real tendrán The Choo Choo Trains, pero hasta ahora lo cierto es que el trío hay llegado más lejos de lo que últimamente logran la mayoría de las bandas, llegando a publicar una cinta (graciosa costumbre la de rescatar este formato de paupérrimo sonido) repleta de esbozos de lo que el sonido de la banda podría llegar a ser. Un total de diecisiete temas que preludiaban el 7” de debut del grupo en el ya difunto (de súbito) sello Manic Pop Records, un pequeño single de vinilo titulado I Choo-Choo-Choose You! que es uno de los mejores 7” publicados en lo que llevamos de año, con cinco preciosas canciones que van desde lo adictivo de la inmediata Save Me hasta la pereza de Breezy lz, un tema que bien podrían haber compuesto The Pastels en los primeros años de su carrera. De uno a otro tema, una joya como Most Beautiful Boy, que nos traslada a ese Pop de las antípodas que aludíamos antes al mencionar a The Cat’s Miaow, el sonido romántico y cálido de Futile o el cierre y despedida un tanto destartalada de No. 38 to Your Heart.

Parece ser que el próximo Ep. de la banda ya está en marcha, pero antes tocará ver cómo se las gastan en directo, cosa que harán durante la jornada del sábado en el escenario Indoor.

2 comments
Deja un comentario »

  1. Creí que eran los clásicos Choo Choo Train. A escucharlos!!!

  2. Hooola Joel,

    Disculpa que no haya respondido antes, no recibo las notificaciones de nuevos comentarios, voy a darle solución ahora mismo…

    Respecto a las Choo Choo Trains…después de haberlas visto en directo tengo que decir que en disco me encantan, pero en directo han sido una de las peores actuaciones a las que haya podido asistir nunca. Pronto comentario sobre su concierto en la revisión de lo que fue la segunda jornada de Indietracks.

    Un abrazo,
    Manuel Soleado

Deja un comentario