THE CARETAKER RACE
Hangover Square (1990)

23 marzo 2011 | Por | Categorías: 80's, 90's, Discos

Rescatar bandas largamente olvidadas en el tiempo nos infunde una vitalidad que si no es inédita, sí al menos admite poca comparación. Suponemos que todo esto se debe a que ante la avalancha de novedades que siempre asaltan nuestro reproductor, los discos añejos muchas veces quedan relegados a un segundo plano, aún cuando hayan podido llegar a ser, incluso sigan siéndolo y vayan a conservar esta categoría para siempre, favoritos indiscutibles dentro de nuestra discoteca. Es por ello que pasado un tiempo, volver a disfrutar de ciertas bandas, discos y canciones, nos transporte inevitablemente a un pasado que quizás no fuera mejor, pero que en definitiva es el nuestro, repleto de vivencias y recuerdos que a nadie más que a nosotros pertenecen.

Hace unos días, en este renovado empeño por recordar piezas fundamentales del Indie Pop, traíamos por aquí a los imprescindibles The Chesterf!elds. Hoy no nos iremos mucho más allá, más que nada por la existencia de lazos de parentesco con el grupo que queremos recordar y recomendar, que no es otro que The Caretaker Race, cuarteto británico que tuvo como líder a Andy Strickland, a quién algunos recordarán por haber pasado fugazmente por una de las primeras formaciones de The Chesterf!elds. Sin embargo nuestra historia no comienza ahí, ya que el germen de The Caretaker Race se encuentra en una banda mítica (especialmente por dar lugar a tres meritorios grupos del Indie Pop) como fueron The Loft, grupo a través del cual Andy Strickland se dio a conocer en la independencia británica de mediados de la década de los 80’s.

En más de una ocasión hemos hecho hincapié en la existencia de dos (más en realidad, pero abreviemos) tendencias en el Indie Pop que se remonta veinte años atrás. Ambas facciones nos satisfacen, por una parte tenemos ese Indie Pop más inocente y desvergonzado, más hedonista si queremos definirlo de ese modo. Ese que probablemente dio lugar a lo que más tarde se comenzó a llamar Twee Pop (nefasta invención que fagocitó distintos estilos para adueñarse de una pluralidad de sonidos) y que todos identificaremos perfectamente con bandas como Heavenly. Pero luego tenemos el lado más serio, severo, comprometido y concienciado del Indie Pop, muchas veces presentado bajo las formas del Jangle Pop, pero en cualquier caso un tipo de música a priori de orientación más adulta. Nosotros, nunca lo hemos negado, nos identificamos, al menos en los 80’s, con esta forma de hacer música y hoy traemos aquí una de esas bandas que podrían ser el perfecto ejemplo de lo que estamos hablando.

No es nuestra intención repasar la carrera entera de The Caretaker Race, pero antes de entrar a hablar un poco de Hangover Square toca hacer una advertencia, si disfrutas escuchando la música contenida en este excelente Lp, resulta igualmente obligatoria la búsqueda de los cinco 12” (bendito y generoso formato ochentero) que la banda publicó en Roustabout y The Foundation Label, todos y cada uno de ellos contienen canciones (o versiones de ellas) absolutamente mágicas.

De Hangover Square podríamos decir muchas cosas, nos encanta de principio a fin (aunque a veces disfrutemos más con los 12”), pero sobre todo nos parece que habría que destacar su tipismo. No sólo por ese sonido Jangle Pop, por esas guitarras adictivas, por las melodías perfectas…si no porque todo ello está presentado de una manera tan familiar que uno cuando escucha las canciones de inmediato piensa en Stephen Street o John Parish, los mayores productores del Indie Pop de aquellos años, para más tarde comprobar que ambos compartieron las labores de producción en Hangover Square. Hecho que por sí solo ya dice mucho de lo que podemos encontrar en este trabajo. Así el disco se abrirá con un All Love Offers que es toda una declaración de intenciones y sienta la base de lo que vendrá a continuación, las guitarras eléctricas suenan poderosas en su típico trote, multiplicándose sin cesar. Andy Strickland aparece escondido bajo el efecto aplicado a su voz, que tapa una dicción cerrada, de esas que tanto nos gustan. El tema no ofrece ni un segundo de tregua, pero lo mejor llega gracias a algunas líneas de guitarra que quedarán entre las más destacadas de aquellos años. Cada cual tendrá sus favoritos en alquellos años, pero All Love Offers admite pocas comparaciones, convirtiéndose en un torbellino que se lleva por delante a cualquiera minimamente aficionado al estilo. Exhaustos afrontamos la escucha de I’ve Seen a Thing or Two para descubrir una balada dulce que nos ofrece el descanso que necesitamos después de tanta intensidad. Momento para un relax absolutamente placentero, resulta curioso observar de qué manera, con qué naturalidad The Caretaker Race presentan las dos caras de su música sin que la cercanía entre ambas incomode en absoluto. Cuando Hangover Square se publica el grupo ya se encuentra en la recta final de su existencia, Two Steel Rings así lo acredita, siendo un tema que transmite cierta influencia (esa línea de bajo y su producción) mancuniana. Todo lo contrario que Anywhere But Home, cúspide compositiva del grupo a la par que tema sencillo y efectivo. Puro Pop, las guitarras suenan naturales, a Andy se le escucha cómodo en el que quizás sea la mejor melodía y estribillo compuesto por el ex – The Loft. De Fire In The Hold destaca su constante crescendo y un curioso coro que desgraciadamente no se repetirá en ninguna otra canción del Lp. De Gun Metal nos quedamos con la dicción (manías nuestras, fijarnos en la forma de pronunciar) de Andy Strickland, más personal que nunca.

Two Minutes By Train apuesta de nuevo por los tiempos medios, poco queda que añadir ahora mismo, de nuevo un gran tema que precede a la que es la canción más floja del conjunto, Borrow My Car. Nos hemos plantado a tres temas del cierre y despedida, no sabemos si aún queda tiempo para la sorpresa…pero sí, la hay, comienza a sonar I Wish I’d Said That pero no estamos escuchando a The Caretaker Race. Prestamos atención, el disco es el mismo, tienen que ser ellos, sin embargo son los escoceses Close Lobsters quienes vienen a nuestra memoria, lo cual es mucho, porque los de Paisley son una de nuestras bandas favoritas de todos los tiempos. I Wish I’d Said That suena como si fuera un tema de Close Lobsters, pero no un tema cualquiera, si no uno de los mejores, gozada absoluta. You Always Hurt (The One You Kick) pone un acento épico al sonido del grupo y Man Overboard se encarga de cerrar Hangover Square, pero no lo hace de cualquier manera, ya que de nuevo tenemos una de las mejores canciones de todo el catálogo que la banda produjo en sus cuatro años de existencia, a la altura de Anywhere But Home o cualquier otra de nuestras canciones favoritas de su repertorio. Despedida y cierre, no más The Caretaker Race, imposible decir adiós de mejor manera.

Hangover Square resulta fácil de conseguir en mercado de segunda mano, ya sea en vinilo (aquí el precio, a no ser que la moda del vinilo haya hecho mella, será de risa) o Cd, ambos publicados por The Foundation Label. No dejes de hacerte con este pequeño trozo de la historia de la época dorada del Indie Pop británico.

11 comments
Deja un comentario »

  1. Y aquí me tienes, muerto de cansancio, con un déficit tremendo de horas de sueño, leyendo sobre un grupo del que nuna había oído (ni siquiera) hablar.

    Habrá que buscarlo, aunque sea en mp3 paa una escucha previa 🙂

    Muchas gracias!

  2. Hooola Rubén,

    Bueno, digamos que se remonta un poco más atrás de la etapa en la que tú estás especializado. Pero las melodías y guitarras son tremendas, uno de mis grupos favoritos de toda aquella época, poco más puedo añadir 🙂

    En Take the Pills creo que colgaron el disco…mira, aquí está el enlace de descarga:

    http://www.mediafire.com/?9ydl7gqznnh

    De todos modos se puede conseguir muy barato en multitud de sitios, si te gusta hazte con él que no te va a costar más que unos pocos euros.

    Saludos,
    Manuel Soleado

  3. jjaajajja, me gusta la distinción que haces de los grupos ‘twee’ y los ‘jangle’ o serios. Yo tambien tengo ese primer filtro a la hora de catalogar a bandas de finales de los 80, y he de decir que ambos estilos me gustan por igual. He de reconocer que por lo general bandas serias y elegantes como Caretaker Race, Trash can sinatras, James Dean Driving Experience y demás suenan bastante mejor que Fat Tulips, Talulha gosh, Haywains…, pero que gozada resulta escucharlas a todas. Curiossamente de Caretaker Race solo tengo sus 12″, pero el lp se quedo en casa de mi hermano, asique algun dia, si me da el punto me pongo a buscarlo baratito para hacerme con una copia en Cd. I’d wish I said that es sin duda uno de los mejores temas ‘jangle’ 🙂

    alex

  4. Hooola Alex,

    Sí, es que la frontera entre ambas facciones del Indie Pop están bien definidas, de todos modos a mí nunca me verás emplear el término twee para referirme a bandas como Fat Tulips, Haywains…primero porque creo que son anteriores que el twee y segundo porque ODIO la palabra twee, un cajón de sastre que con los años los torpes empezaron a utilizar para referirse a todo 🙂

    Hay que hacerse de nuevo con una copia de Hangover Square, tiene unas guitarras y unas melodías…buffff, qué pasada. Y sí, los grupos más Jangle del Indie Pop sonaban mejor, pero también hay que reconocer que con la parte más saltarina lo hemos pasado pipa jejeje

    Saludos,
    Manuel Soleado

  5. Yo tambien soy mucho mas del jangle que de lo que vino despues. Dame Close lobsters, james Dean DE, caretaker race, McCarthy, Desert wolves y llevate tus singles de Fat tulips :-ppp
    Es broma, me gusta todo, pero muchisimo mas el jangle.
    Yo tengo este disco en CD, una autentica pasada!! y es verdad que se encuentra barato, igual que los EPs, por lo que sea a los japos no les ha dado por él.

  6. pues ya me diréis dónde está tan barato, porque en amazon ni asoma, y en ebay hay un simpático alemán que vende el cd a ¡39 euracos! O_o

  7. Hooola Rubén,

    Joder, pues tiene que ser algo de ahora, en Cd sí es verdad que costaba algo más caro, pero aún así se podía pillar por diez euros hace poco y el Lp por seis o siete euretes…yo creo que teniendo un poco de paciencia y mirándolo de vez en cuando pillas una copia en ebay a precio bajo. Vamos, que no debería de llevarte más que unas semanas.

    En musicstack hay copias del vinilo a buen precio, pero ni rastro del cd, qué raro:

    http://www.musicstack.com/

    En gemm los precios están más inflados.

    En fin, echaré un vistazo y si veo una copia baratilla te aviso.

    Saludos,
    Manuel Soleado

  8. Hooola Javi,

    A mí me gusta más el Jangle, pero sus años dorados 86-88 me pilló entrando en el rollo, así que no los viví con la intensidad del Indie Pop que se hizo del 89 al 93, el más gamberrete y candoroso. Pero vamos, que lo mismo flipo con una canción de los Ogdens que con una de Strawberry Story, me encantan los dos rolletes.

    Saludos,
    Manuel Soleado

  9. Yo dado mi profundo desconocimiento de toda esa escena y habiendo escuchado unas cuantas cosas muy a posteriori debo decir que personalmente no hay color entre unos y otros, y me quedo con la facción jangle de calle.

    Posiblemente tenga que ver el hecho de que los haya escuchado con más de 30 años pero pensando en lo que escuchaba y me gustaba en los 80 estoy seguro de que mi opinión hubiera sido la misma. Lo que no quiere decir que no aprecie a Talullah Gosh o Fat Tulips, pero no me parecen grupazos como sí me lo parecen Trash Can Sinatras o Brilliant Corners.

    A los que no conozco y veo que voy a tener que remediarlo es a James Dean Driving Experience, si me recomendáis algún disco en concreto mejor que mejor.

  10. Hooola Sergio,

    A ver, el Jangle tiene a su favor una mayor perfección en las formas, su elegancia, melodías irreprochables…pero, y esto me parece algo indiscutible, grupos como Fat Tulips (ya que parece que todos estamos de acuerdo en mencionarlos como estandarte del Indie Pop más cándido) o Strawberry Story posee el elixir de la ETERNA JUVENTUD. Al menos para mí, esto es así, ayer escuchaba a los fantásticos Desert Wolves y alucinaba con sus melodías, son puritito Jangle Pop, de lo mejor peeeeeeeeeeeeeeero después me puse a Strawberry Story y me resultó imposible seguir sentado mientras escuchaba los grititos de la diminuta Hayley, me siguen sonando tan frescos como el primer día y eso me pasa con muchos grupos del Indie Pop post C86.

    De James Dean Driving Experience te recomiendo TODO, su flexi, su 7″ y sus dos 12″ porque no hay material mediocre en ninguno de ellos. Son una de esas bandas que sí han sido mitificadas con justicia, porque realmente su discos son joyones tremendos y no sólo por la música contenida en ellos, si no por sus preciosas portadas dedicadas a actrices fantásticas y bellísimas, de la talla de Gina Lollobrigida, Rita Hayworth (mi foto de portada favorita) o Audrey Hepburn. Creo que había un sello, ahora no recuerdo su nombre, que tenía la intención de rescatar las canciones del grupo…pero por ahora hay seguir tirando de sus preciosos vinilos y eso supone dejarse un dinerito. Por lo que veo el más sencillo de pillar, que fue el publicado en él records está a “sólo” 45 euros en ebay, pero por el 7″ en AutumGlow (Dean ‘s Eleventh Dream) piden en gemm la escalofriante cifra de 282 dólares, otra cosa es que haya alguien que los pague, pero los precios están ahí…

    Como curiosidad, Dean’s Eleventh Dream sin duda es una de mis cinco canciones favoritas de todo ese periodo 86-89, ahí es nada.

    Saludos,
    Manuel Soleado

    P.D. La BUENA noticia es que Javi hace unos años tuvo la paciencia de digitalizar todos mis vinilos de James Dean Driving Experience, así que si quieres puedo subir la discografía entera del grupo a algún sitio y te paso el enlace.

  11. I really like this site. Definitely adding it to my favorites list!

Deja un comentario